Blogia
mariodelafuente-eldardo

PAELLAS A DOMICILIO EN SANTIAGO Y TEMUCO 09-3427300

LA MORAL EN CARABINEROS DE CHILE COMO FACTOR DE INSEGURIDAD CIUDADANA , CAP.11

      K.- Todas las religiones se creen perfectas y niegan la existencia de otras creencias igual de perfectas.

 

      L.- La mayoría de las religiones y creencias ofrecen una vida eterna como uno de sus principales postulados benéficos a sus seguidores, quienes no se acuerdan siquiera del nombre de sus abuelos, no saben la fecha de nacimiento o matrimonio de sus padres y hermanos.  ¿Qué clase de vida eterna ofrecen, si los seguidores no respetan siquiera la memoria de sus padres o hermanos carnales?.

 

Podríamos estar así y dedicarle al tema varios volúmenes pero este Ensayo está en pro, del derecho natural positivo a través del "buenismo" y de la felicidad como blanco final.

 

Hay quienes piensan y aseguran que tener fe es evadirse de la problemática social y hay quienes aseguran que la fe es tan potente, que sirve para tratar males tanto físicos como mentales.

 

Personalmente creo, que cada individuo en su sano juicio, debe determinar su posición frente a Dios y más específicamente frente a la fe.

 

No creo que el naufragio de la razón se cure por simple fe, pero sí creo que puede ser un aporte para la recuperación de un enfermo.  Es más, la fe en el más amplio sentido, no sólo en el religioso, si es que ayuda a recuperar, creo, también, puede ser aporte para evitar la enfermedad y es aquí donde hay que tener cuidado con las dosificaciones, ya que hay que equilibrar la ración de fe, con el mal que se quiere evitar, quizás empezando por el simple aburrimiento o la búsqueda de la entretención, que es uno de los canales por los que se llega a un estado religioso, la depresión, la soledad, las necesidades materiales, el inconformismo, etc. etc. Tambien a la desgeneración

Sexual y social.

 

"No hay mejor policía que el más ladrón "o" No hay mejor ladrón, que el mejor policía", es una verdad irrefutable; la mejor descripción de la libertad, sólo la puede dar quien ha estado preso, más quién ha estado preso injustamente; los mejores consejos para dejar de beber o fumar, los dan quienes han sabido salir de estos vicios, las Comunidades terapéuticas.  ¿Dónde voy con estas aseveraciones?, me explico:

 

Los principales argumentos de las religiones para captar adeptos, son, al igual que un vendedor de seguros, infundir miedo al potencial creyente en el sentido de que:

 

"Esta creencia es la más perfecta y que si no se pertenece a ella, se recibirá los castigos de Dios o sólo se logrará el sufrimiento y la pérdida del alma...", otro anzuelo, es mediante los ejemplos personales de curaciones o sanaciones milagrosas, "que yo recuperé la vista"; "que yo encontré trabajo"; "que yo me había separado y hoy me reencontré con mi mujer gracias a Dios" y también podremos dedicarle miles de libros a desarrollar las distintas argumentaciones o estrategias para captar adeptos, que nosotros somos la mayor cantidad y que somos los más perfectos, que no hay que creer en estatuas, que ellos son pecadores y negociantes. Giles hay miles, millones,

e iluminados , ya hay muchos, que compiten, hasdta en T.V. con caros programas por conseguir adeptos,

mejor dicho, CLIENTES, porque el dinero es el fin.

 

Más, todas las religiones y todas las creencias seudo religiosas dejan al humano en inferioridad de condiciones con respecto a Dios y hasta bajo la tutela de los mismos representantes de estas determinadas agrupaciones de personas atraídas por la fe o por un sin fin de creencias, es por ello que se hacen llamar  "pastores", que arrean al "ganado", a los borregos.

 

Por otra parte los predicadores se autodesignan enviados de Dios y por ende por sobre la posibilidad de desarrollo pastoral de sus potenciales feligreses o clientes, por lo que, parte dejándolos en inferioridad de condiciones, lo que a todas lucen nuevamente se contrapone abiertamente contra el sentido de igualdad de los humanos en su concepto moderno y que supuestamente predica su misma fe y la Ley prima de toda religión "Trata a los otros como quieras que te traten".  Entonces, ¿en qué quedamos?.

 

Las armas, las drogas, tales como la cocaína, y la morfina, son extremadamente peligrosas sin un riguroso control de las dosificaciones de consumo, es más, estos elementos son beneficiosos para la sociedad en su justa medida.  Las sectas, los advenedizos, los falsos profetas, los iluminados, los aprovechados, también son beneficiosos para la sociedad, siempre y cuando esta disponga de las medidas de control que permita dosificar la relación que estos tengan para con los individuos, sobre todo los que menos puedan defenderse por ignorancia o imposibilidad física o mental, permitiendo el justo equilibrio entre la libertad personal de elección y el daño que esta masificación pudiera ocasionar a la sociedad en su conjunto.

 

Esta es una de las situaciones de una sociedad humana en que la mayoría podría no necesariamente tener la razón, la historia humana está jalonada de estos trágicos sucesos, en que miles y miles de ciudadanos honestos se han dejado embaucar por locuaces profesionales de la mística, la mentira o la salida, salvadora, divina a sus supuestos problemas terrenales.  Estos días hemos visto los suicidios colectivos. ¡¡Há!!, pero previamente han hecho entrega de todos sus bienes al "iluminado pastor".

 

Claro está que religiones más antiguas, las que se han denominado organizaciones religiosas tradicionales, organizadas por jerarquías, en distintas sociedades y países se pueden valer de estos argumentos para impedir la libertad de creencias, que es lo que ha ocurrido recientemente en Chile.

 

Me voy a permitir dar algunos consejos para las personas que quieran abrazar alguna fe en el afán de buscar la felicidad... el entendimiento entre los seres vivos.

 

A.- La paz del espíritu y una vida familiar normal es todo lo que uno necesita para ser feliz, ahora, la familia no solo está constituida por los padres y los hijos, puede haber familias, simplemente entre dos hermanos, entre dos esposos o puede haber familia, simplemente, entre gentes que no necesariamente tengan algún vínculo de parentesco, por ejemplo un hogar de ancianos, es un hogar, es una familia y por lo tanto a pesar de estar compuesta solo por ancianos del mismo o de distinto sexo, es un estado familiar normal.  Aquí el concepto católico de familia, está necesariamente contra las costumbres ancestrales y naturales del hombre, ya que hay miles de tipos y clases de convivencias y todas  son familias en el sentido humano de congregación, seguidoral de los

Primitivos clanes, es más, las mismas congregaciones religiosas son llamadas familias, la familia militar, la familia homosexual, etc. etc.

 

B.- Debemos hacer una evaluación del presupuesto de nuestra energía, nuestro dinero y bienes y no malgastarlos en objetos o en actividades sin valor.  Es muy importante "hacer el bien sin mirar a quién" y es más importante hacerlo en el anonimato.  Más, debemos tener el suficiente cuidado de que por tratar de hacer un bien, éste pierda el contexto general en beneficio de un tercero, me explico, si yo doy $1.000 para la causa del Sida, que estos $1.000 lleguen verdaderamente a los enfermos de Sida y que no, un intermediario, por muy honesto, altruista y justificada que parezca su intervención, se apropie de una parte de esos $1.000.

Las experiencias nos han demostrado que los intermediarios son la peor lacra de la sociedad civilizada, principalmente en los aspectos religioso y comercial, ya que por mucho que parezca que, sin su concurso no se lograría el efecto deseado.  Es éste el principal peligro en que incurren los incautos, ávidos de fe, los ignorantes y los débiles de personalidad.

 

Nuestro tiempo se debe medir con el mismo cuidado que el dinero y los bienes materiales y siempre procuraremos entregarnos en forma directa.  Definitivamente, no es necesario pertenecer a ningún club para hacer deporte, ni pertenecer a ninguna religión para hacer el bien, sólo hay que buscar a otros interesados en la causa, en la gestión, ya que la pluralidad en estos casos es importantísima, pero no excluyente.

 

Dar algo que te sobra, algo en mal estado o algo que tu no aceptarías, es ofender al que se pretende ayudar, recuerda que el hombre aprende más en la desdicha, que en la bien aventuranza, por tanto está más sensitivo y con esta actitud, haz encontrado un enemigo, pues tu acto será descubierto tan fácil como una mentira.

 

C.- El saber tolerar los defectos ajenos le ahorrará incontables irritaciones mezquinas y le reportará ricas recompensas de amistades y contentamiento, aunque  tenga miedo a decir la verdad, como decíamos anteriormente, hay hechos negativos que deben ser aclarados y conocidos por la sociedad y principalmente por los afectados de esos hechos, ya que son la única forma de hacer recapacitar a los responsables, ya sea que tengan calidad de autores, cómplices o encubridores, hará también, enmendar los errores y rectificar los comportamientos futuros, pero por sobre todo servirá de ejemplo disuasivo y rectificará los comportamientos antisociales.  Esta es la base moral de todos las Constituciones Políticas, los Códigos, Leyes y reglamentos, que el hombre ha establecido para una buena convivencia social.

 

Así que no es cosa simplemente de andar diciéndole a todos que "si" (los que se han de llamar Siístas), que en definitiva tienen una vida totalmente impersonal.  La gran mayoría de las religiones se propone perfecta y solo reconoce los defectos ajenos, son los grandes errores de las religiones más antiguas y las que luego han desaparecido, al igual que las organizaciones de tipo político, algunas organizaciones deportivas, militares, seudofilosóficas y en general, todo tipo de confraternidades y agrupaciones humanas, más o menos organizadas, que se han quedado clavadas en el pasado, en que algunos mandaban y daban las ideas y los otros simplemente participaban y su participación se reducía a obedecer, así y todo, tenía que dar gracias a que tenía la posibilidad de participar con ellos, en esta tan antigua forma de relacionarse de los hombres.

 

Más, uno nunca debe juntarse con tal o cual persona por las supuestas recompensas que pudiera tener en el futuro (el gran problema de todos los Partidos Políticos, las FFAA y las organizaciones en general).  También se debe considerar el potencial beneficio que el otro, o sea la contraparte, conseguirá juntándose con uno.

 

En efecto, tenía un amigo que gozaba de gran prestigio por tener muy buena suerte en las conquistas de mujeres jóvenes, hermosas y adineradas, más un día lo vi en una plaza, acompañado románticamente con una dama de edad bastante avanzada, que no parecía ni rica ni hermosa.  Al otro día sarcásticamente, le comenté: ¡¡y Compadre, vas de mal en peor, se te están bajando los bonos!! y el muy seguro me contestó...

 

- Es la obra de caridad del día, es que ella también tiene derecho a tener a su lado a una persona joven, sana y hermosa que le acompañe, también tiene derecho a un trozo de vanidad.

 

Obviamente me dejó "plop", creo que definitivamente tenía toda la razón, uno no siempre debe sumar sus actos a los haberes de su cuenta personal, también hay que darle oportunidad a que otros extraigan lo que uno puede darles (esta es la razón práctica y directa, del porqué los nazis odian a los judíos, porque sólo les gusta ganar, nunca empatar, menos perder.)  Por ello, también, son nocivas para la sociedad las gentes avarientas.

 

D.- Debemos aprender a vivir organizadamente, sin lamentos ni congojas evasivas, la mejor manera de solucionar los problemas es enfrentándolos lo antes posible, sin ningún ánimo de evadir la situación y sin el propósito final de engañar, sorprender o favorecerse de situaciones que pudieran perjudicar a un tercero.  No obstante, lo anterior, la manera  perfecta de enfrentar los problemas, es evitando entrar a los problemas, anticipándose a la situación, ya que definitivamente, todos los problemas que nos aquejan, están impulsados por nosotros mismos y los que nos afectan, pero no son de nuestra responsabilidad, pues, no son nuestros problemas y habrá que enfrentar al que los generó.

 

En hombre está dotado en forma natural del raciocinio, que es el instinto natural que nos permite el transcurrir de nuestra vida en el mejor bienestar posible.  El buen actuar del raciocinio es la inteligencia.  Los hombres y mujeres inteligentes, antes que cultos, son capaces de determinar, por el simple instinto de autoconservación, cuando están en peligro y cuando pueden evitar entrar o salir de determinadas situaciones.

 

El buen actuar, indica que vivir organizadamente es  aplicar la prevención mediante es estudio del riesgo, antes que entrar a una situación desconocida o que pudiera tornarse

Conflictiva.

 

El "sacar una especie a crédito en una casa comercial", es en la actualidad la forma más práctica y sencilla para explicar esta situación. Si bien es cierto que uno pudiera necesitar determinada especie, para su supuesto bienestar inmediato, antes que determinar la necesidad objetiva o utilidad que se le dará a esa especie, hay que establecer la capacidad económica para adquirirla, ponderando el precio al contado en otras tiendas y si es a crédito, cual es el costo final o si nuestra estabilidad laboral la permitirá satisfacer o se está postergando algo más necesario y al final, si se podrá cubrir todas las cuotas con facilidades.

 

En el Chile de hoy, son miles las personas que creyendo obtener la felicidad por medio de las cosas o un supuesto bienestar, se han entrampado en créditos, que no han podido cubrir y que a la larga le han ocasionado infelicidad.

 

El ingreso de los jóvenes a estudiar determinadas carreras universitarias de elite, que son imposibles de cubrir económicamente por los padres y la sobrevalorización personal frente a un determinado trabajo, son otros ejemplos muy recurrentes.  Con esta forma irracional de buscar la felicidad o el bienestar con preponderancia del supuesto mejoramiento económico y social, sólo se logrará encontrar la infelicidad mediante el no logro de los objetivos o por fijarse, como lo decíamos anteriormente nuevas metas cada vez más altas.

 

Vivir organizadamente es ser capaz de equilibrar los factores de las condiciones sociales propias o potencialidades y las condiciones sociales.

E.- Debiéramos por último, hacernos planes de progreso material con posterioridad a confiar más en el amor y a una buena relación con nuestros familiares, amigos, vecinos, e incluso compartir nuestros bienes y nuestro tiempo con desconocidos (por esto de que ellos también merecen ganar).  Estoy seguro que esto es considerado como una utopía, pero indudablemente, es una terapia que da una profunda tranquilidad espiritual.

 

Se habla mucho en estos años de los malos efectos que tiene en el ser humano, sobre todo en los hombres, la represión de los sentimientos y emociones.  Se refieren generalmente los sicólogos a las emociones que acompañan a los instintos básicos que estudiaremos oportunamente.  Y si bien, los más de los autores, recalcan la conveniencia y posibilidad de sublimar los impulsos que dichas emociones provocan, es decir, encauzan sus energías por canales benéficos, mucho nos tememos que la impresión dejada por otras enseñanzas sea a la larga una fecunda causa de desgracia y sufrimiento.

 

Como bien lo reconocerán enseguida quienes procuran mantenerse al tanto es estas cuestiones, nos referimos en particular a los impulsos sexuales.

 

En las religiones hay cierta intención que impide la plena expresión, reprimiendo los impulsos naturales y fomentando la continencia (Celibato).  Pareciera que este proceder justificára lacras como la prostitución, los nacimientos no deseados, sin dejar de lado todos los dramas humanos generados dentro de los grupos familiares, lo que también es socialmente aberrante, pero es dable en la naturaleza, tema que tocaremos más adelante.

 

No negaremos, ni ignoramos que la represión de las emociones sea perjudicial y es por eso que estamos un tanto distantes en este sentido con respecto a algunas creencias religiosas.  Ya que todas las represiones son malignas.  Pero recalcamos la necesidad de encauzarlas debida y equilibradamente.

 

En efecto, el intelecto no podrá aceptar una fe que contestase en forma absurda a las grandes preguntas de nuestro origen, nuestra existencia y nuestro destino.  Pero es precisamente la respuesta que reciben las interrogantes... ¿qué soy?; ¿de donde vengo? y ¿a donde voy? las que constituyen para muchos el punto donde se divide la fe y la ciencia.  Por esto convendrá que estudiemos con cierto detenimiento las dos explicaciones que suelen presentarse como soluciones a estos problemas.  Hay que reconocer, en honor a la igualdad y a la justicia, que hay un importante porcentaje de personas que no se interesan para nada en las respuestas y que ni se cuestionan la existencia de la vida, lo que debemos aceptar dentro de la tolerancia amplia y absoluta que el tema requiere.

 

Primero, diremos que hay algunos, generalmente personas científicas, intelectuales y del mundo de la cultura que declaran que nadie sabe ni puede saber como se originó la vida, pero que es posible que cierta reacción de humedad y temperatura en uno en un grupo de elementos químicos, haya conducido a comportamientos fisioquímicos y combinaciones por azar iniciadas en algún momento, que dura hasta estos días y seguirá por una eternidad, suponemos. Anteriormente lo dijimos.

 

Hace muchos miles de millones de años una partícula de materia generó vida y fue evolucionando a través de larguisimas épocas y pasando por una laboriosa escala de seres...: tales como ameba, protozoos, pez, batracio, reptil, ave, mamífero, simio, y llagando finalmente a algún salvaje antepasado del hombre a través de sus miles de millones de variantes genéticas y moleculares, aunque en verdad el hombre NO es el final ni el objetivo de los seres vivos.

 

Es verdad que hay muchas variaciones en esta respuesta, porque sólo los ignorantes y obcecados desconocen las otras alternativas (que como dijimos es el gran defecto de las religiones y las agrupaciones sociales).  También hay personas que eliminan el azar y hacen intervenir a un creador para iniciar la vida, No hay que olvidar que hoy hay personas que crean materia viva desde metales en laboratorios, desde nada orgánico, sale lo orgánico, lo que es el anti Dios mismo.

 

El creyente está obligado a hacer intervenir a Dios en la evolución y prefiere aceptar directamente la enseñanza de las escrituras y contesta así las preguntas que nos ocupan "Nuestro origen es divino, fuimos creados a imagen de Dios.  El mal penetró en la creación, es verdad y arruinó al alma humana, la imagen de nuestro creador.  Pero hay fuerzas que obran para restaurarla con tal que nuestra voluntad coopere con ellas."

 

Muchos han hecho esfuerzos por armonizar la fe en Dios con la teoría de la evolución, aunque no se han llegado a poner de acuerdo porque los unos no admiten la existencia de un creador y los otros sostienen que fue Dios quien inició la teoría de la evolución y sin él no habría existido el chispazo inicial.

 

Como decíamos anteriormente, esta postura frente a la vida es de libre albedrío y son las costumbres, la familia, la sociedad, la que inducirá a cada individuo a alinearse y a aferrarse donde quiera y donde sus impulsos, su alma lo dirijan.  También podrá no alinearse acudiendo a la más importante fuente del bienestar... LA TOLERANCIA.

 

 

LA CORDIALIDAD EN FUNCION DE LA FELICIDAD.

 

Quiero hacer un punto aparte para retomar el momento en que éramos niños y siendo scout, lobato o lobita, nuestros instructores nos enseñaron que debíamos hacer una obra de bien cada día.  Esta actitud, más que enseñar la entrega que cada uno de nosotros debemos tener para con nuestros semejantes, nos enseña a dedicar al menos unos minutos al discernimiento de nuestras actitudes, si usted lo quiere llamar de otra forma, a pagar en alguna medida, los males que pudiéramos haber ocasionado durante ese día, como una forma de compensación.

 

Con anécdotas y consideraciones personales o conocidas quiero invitarlos a dedicar unos breves momentos diarios, leer, meditar y a actuar sobre la base de la verdad profunda, detallo más adelante algunas experiencias que les servirán a dar un sentido pro humano y solidario a sus vidas.

 

Lo optimo será que se atrevan a pedir a alguna persona que los acompañe o que haga comentarios sobre sus relatos y experiencias.  Esta situación además de ser abiertamente positiva incide en que los contertulios, tratarán temas de progreso emocional colectivo, ya que en la actualidad la gran mayoría de los temas en las conversaciones sociales, son los negocios o el fútbol, para los hombres, las  enfermedades, la empleada doméstica o los niños para las mujeres y en el menor de los casos es simplemente un ping-pong de quienes se encuentran mejor económicamente, algún personajillo o programa de televisión.

 

Por eso es que sugiero contar cualquier historia recientemente vivida, tratando de destacar los aspectos relacionados con la verdad y lo que  de esta historia sacaste de positivo de beneficio o ejemplo espiritual a seguir, descartando de plano la supuesta ganancia económica, sino el ejemplo que detrás de un determinado hecho se obtiene, que también y por último, podría llegar a ser un negocio.

 

Al iniciar este tipo de conversación, hay que ser con tu propia anécdota breve, de modo que también aprenderás el arte de ser conciso y la claridad, sin sacrificar ninguna de las cosas esenciales del contenido, pero por sobre todo, dejar hablar a los demás y prestarles absoluta atención cuando a ellos les toque opinar, pues puede tratarse de tipos tibios, llenos de vacilaciones o desconocedores todavía del sentido exacto del tema.

 

Hay ahí, una excelente manera de interactuar con otras personas a veces desconocidas y es por ello que debes hacerlo de manera suave, comprensiva y diplomática.

 

Si el tema es interesante, demuéstralo y agradécele a tu interlocutor que tenga esa posición frente a determinados hechos de la vida y que estarías deseosa (o) de seguir escuchándole sobre el tema.  Si el tema no te interesa o se ha salido del contexto inicial, trata de encauzarlo nuevamente.

 

El título de esta sección es La Cordialidad al Servicio de la Felicidad, pero debo insistir, en que no necesariamente siempre se está de acuerdo, incluso se puede estar en desacuerdo, pero siempre hay que darle una oportunidad al que piensa distinto y recordamos la famosa frase de Voltaire. "Estoy completamente en desacuerdo con tu opinión pero daría mi vida porque tuvieras la oportunidad de expresarla", por tanto, más que la cordialidad, la "Tertulia " como fuente de felicidad y donde se perseguirá entregar la felicidad y enseñar a obtenerla a todos los contertulios.

 

Son muy recordadas por nuestros abuelos y muy publicitadas por los viejos intelectuales las tertulias de antaño, en que se trataban temas de actualidad y se adornaba con aspectos culturales, pero por sobre todo, se regaba bastante con "Canarios", "Palomas", "Mistelas" y otro tipo de licores dulzones.

 

Existen algunas normas que se debe seguir para conseguir un resultado benéfico y las detallo...:

 

1. - Se valiente y perseverante: el mero hecho de iniciar una conversación y lo más importante, iniciar un tema, ya es una prueba de sinceridad y el deseo que tienes de trasmitir tus ideas a los otros.  Es posible que ese tema desaliente a la gente y podrás llegar a pensar ¿para qué me voy a molestar si no hay nadie que se preocupe por ello?. Todo aquel que busque la felicidad tiene que estar preparado, con frecuencia, para el desaliento, pero aun en tales casos hay un remedio... debes estar atenta, para que cuando otro saque un tema, puedan nuevamente intentar "colar" tu posición, porque sólo y en silencio, solo se llega a la depresión.

 

2. - Asiste a todo tipo de reuniones: sin descuidar tus deberes básicos de entendimiento familiar y laboral, o sea no ir sólo para evadir situaciones personales, familiares o como terapia, acércate a grupos reducidos que no estén fanatizados o sean obsesivos por determinada materia, que vistan similar a como tu estar vestida en cantidad, calidad y forma, que sea mixto, que sean de tu misma edad o similar y que sean todos aproximadamente de tu talla, esto parecerá estúpido para algunos y de Perogrullo para otros, pero es de suma importancia.

 

Saluda al llegar, preséntate si no te conocen, presenta a los que no se conocen y despídete al retirarte.  Nunca te retires si el tema no te gusta, ni menos te retires vociferando en contra del tema o en contra de alguien, si lo haces, es porque no haz aprendido a escuchar y hay pocas posibilidades de que con esta actitud respeten tus opiniones o siquiera te escuchen en el futuro, es signo de debilidad y no te hará feliz.

 

No está demás decir, que debes acudir a todo tipo de reuniones con puntualidad, con la presentación acorde, ya que es una injusticia para los demás que no se respeten los acuerdos previos.

 

3. - Se un buen oyente (es la clave): Pero no permanezcas siempre callado, ni hables de temas o personas que no conoces.

 

Epicteto, el filósofo decía: "La naturaleza dotó al hombre de palabras, pero también dotó al hombre de dos oídos para que escuche a los otros dos veces más de los que él habla".

 

a.- Si deseas hacer comentarios pertinentes sobre lo que dicen lo demás, tienes que escucharlos.  Esto puede resultarte molesto, pero sin duda estarás concentrándote en lo que esperas decir a los demás cuando te toque.

 

b.- Aprende de las ideas y de los pensamientos de los otros.  Si uno de los presentes, se torna insistente y obcecado con su posición, el hecho debes guardarlo en la memoria y no iniciar una controversia estéril.  Llegado el momento en una reunión posterior y si fuera el caso, harás presente al afectado el cambio de posición que ha tenido con respecto a la vez anterior.  Puedes con este simple sistema y estrategia, desvalorizarlo, bajando el perfil a aquel que pretendía dirigir obcecadamente la reunión a temas perniciosos.  (¿Se acuerda de la memoria que tenía el que recibía regalos que no servían para nada?.)  Es el mismo efecto de hipersensibilidad, lo que en medicina se llama el síndrome de Lupus, es un sistema inmunológico super activo, que incluso puede llegar a atacar al mismo cuerpo del afectado y se combate sólo con condicionamiento  inmunológico, comportamientos repetitivos contrarios a las situaciones nefastas anteriores, o sea, demostrarle repetidamente actitudes y hechos ahora verdaderamente positivos y en lo posible, reconocer el error cometido.

 

c.- Aprovéchate, aunque no sea siempre, para imitar la manera en que tus contertulios presentan sus ideas, sobre todo si el que da la opinión es un especialista reconocido sobre el tema.

 

d.- Presta suma atención a todos los comentarios, incluso a los que te critiquen, aunque estos no se dirijan a tu persona.

 

e.- Una preparación escrupulosa: a veces es preferible callar, sobre todo en temas que son desconocidos y en todos los temas subjetivos o valóricos, como política, religión, fanatismo deportivo, etc.

 

      4. - Pon en práctica lo aprendido: lo que has asimilado en cualquier campo del saber, no se convierte en verdaderamente tuyo hasta que hagas uso de ello.  Y resulta doblemente cierto cuando se trata de la crianza de los hijos, de las relaciones con la familia y con los amigos, ya que ellos ante el tratamiento frecuente podrán hacer comparaciones de tus distintas y variadas posiciones con el correr del tiempo.

 

Busca las oportunidades que te conduzcan a dar cuerpo a las buenas ideas que tengas y anima a otros a participar.

 

En mi afición por la escritura y como una manera de enseñar el tema de la religiosidad a los niños, hace algunos años escribí un cuento corto, que llamé...

 

 

L A S  R A N A S.-

 

Aunque esta historia empieza un día nublado del mes de octubre, en el pequeño pueblito de El Estólido, ubicado a solo cinco kilómetros del pueblo de El Ingenio, en el cajón del Río Maipo, en la Cordillera de los Andes, un poco más al sur oriente de la capital de Chile, Santiago, debemos decir que ya la primavera estaba haciendo denodados esfuerzos por que los árboles rindieran en esa zona, sus frutos grandes y aromosos como nunca.

 

Además del camino serpenteante y polvoriento que corre a un costado de río de caudalosas aguas cristalinas de vez en cuando se divisaba la línea del tren, que rugiendo estremece el suelo a intervalos regulares durante el día.

 

El río fluye turbulento entre rocas como un potro briosamente encabritado.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres